8 pasos para integrar movilidad en tu gestión logística

09 de mayo, 2017

Hoy más que nunca, las organizaciones buscan unir fuerzas de trabajo con sus recursos de datos para mejorar la productividad, precisión, rentabilidad y satisfacción al cliente.

Sin embargo, algunas empresas y grupos aduanales con transacciones internacionales desconocen que la funcionalidad, la conectividad, la integración y administración del sistema, deben considerarse como parte del costo total de la propiedad (TCO). 

Determinación del TCO

Ahora las terminales portátiles industriales que usan las empresas con sus grupos aduanales u operadores logísticos se pueden configurar para realizar algunas tareas de recolección de datos y para comunicarse en forma inalámbrica por lotes (conectándolas al servidor una vez por día mediante un conector o módem) sin cambiar los componentes. Además, se puede incluir la función simultánea de: 

  • Códigos de barras.
  • Radios inalámbricos.
  • Interfaces para impresoras portátiles livianas.
  • Lectores de tarjetas inteligentes/ bandas magnéticas o GPS. 

Bajo esta logística, los dispositivos industriales preparados para ethernet pueden eliminar la necesidad de enviar datos a través de la PC antes de que lleguen al servidor, ganando tiempo, control y productividad. 

¿Cómo implementar correctamente movilidad en mis procesos logísticos?

Si el deseo de tu compañía es simplemente probar la movilidad, debes planificar para obtener confiabilidad, calidad y veracidad en los datos obtenidos. Por ello, te compartimos ocho pasos que ayudan a las compañías a recopilar la información necesaria para revisar sus opciones e implementar movilidad. 

1.    Identificar cuáles son los procesos actuales y los que se desean mejorar

Hay que comenzar por preguntarse qué procesos de recopilación de datos son susceptibles a la movilidad, si se hacen diariamente sin reingresar ni volver a teclearlos, cómo mejoraría la productividad, si se maximizarían los recursos o si se lograrían tomas de decisiones más rápidas. 

2.    Establecer requerimientos de datos.

Se debe analizar con qué frecuencia se necesitará transferir los datos entre tu grupo aduanal, aduanas o almacén a tu oficina corporativa, si el dispositivo a usar deberá operar en un entorno sin conexión o si se necesita GPS para rastrear a los trabajadores y sus ubicaciones. 

3.    Determinar qué datos se necesitan recopilar y enviar al trabajador

Es necesario saber qué datos se pueden capturar con un lector de código de barras incorporado, qué cantidad de datos se pueden introducir en la unidad portátil en forma de regulaciones comerciales y manejarse a través de listas de selección o preguntas predeterminadas. 

4.    Acordar el entorno de trabajo y los requerimientos de formato físico.

Los factores ambientales deben ser considerados. Es necesario saber si los equipos móviles deben funcionar en condiciones ambientales extremas, con poca luz o si el usuario necesita teclado o pantalla táctil, si son necesarias las grabaciones con voz o si las baterías se pueden cambiar con el equipo encendido para no tener la necesidad de apagarlo. 

Como nota, es recomendable usar un solo tipo de dispositivo portátil para facilitar la capacitación del usuario y minimizar la necesidad de soporte de TI. 

5.    Considerar los requerimientos tecnológicos.

Cuando se selecciona un dispositivo es importante considerar si alcanzan los requerimientos de la aplicación en términos del sistema operativo, periféricos y uso simultáneo de los mismos, el procesador y el almacenamiento de datos: ¿necesita middleware?, ¿administración de una dirección IP local?, etc. 

6.    Soporte del proveedor

Asegúrate que el proveedor puede ofrecer servicios de asistencia después de la compra, si tiene una variedad de opciones para la administración de repuestos y de los plazos de entrega. 

7.    Definir las consideraciones financieras

Es primordial realizar un cálculo del ROI para determinar lo que la organización recibirá a cambio de su inversión, esto con el objetivo de tener un punto de referencia del éxito del proyecto. Identifica cuáles son las ventajas, por ejemplo, de contar con datos en tiempo real. 

8.    Soporte para las actualizaciones

Una organización moderna es práctica de tal forma que no debe realizar cambios importantes de hardware más que una vez cada 2.5 o 3 años desde una perspectiva operacional y de capacitación del usuario final. 

En Grupo Ei tenemos experiencia total en el uso de tecnología móvil para sofisticar, eficientar y reducir costos en tus procesos de comercio exterior. Además, tienes pleno control de tus operaciones pues te entregamos estatus de tus transacciones en tiempo real. Conoce nuestros servicios como grupo aduanal.

New Call-to-action

Artículos relacionados