¿Qué implica la Importación para el Consumo?

23 de enero, 2018

La importación para el consumo, o importación definitiva, es un régimen aduanero que permite el ingreso de mercancías para su consumo, luego del pago o garantía de los derechos arancelarios y demás impuestos aplicables, así como del pago de los recargos y multas que pudieran haberse generado, entre otras obligaciones aduaneras. 

Para la agencia aduanal, lo que implica este régimen es cumplir con una serie de requisitos entre los que destacan:

  • Estar inscritos en el padrón de importadores y, en su caso, en el Padrón de Importadores de Sectores Específicos a cargo del Servicio de Administración Tributaria (SAT), para lo cual deben encontrarse al corriente en el cumplimiento de sus obligaciones fiscales, comprobar ante las autoridades aduaneras que se encuentran inscritos en el Registro Federal de Contribuyentes (RFC) y cumplir con los demás requisitos que establezca el Reglamento de la Ley Aduanera y los que establezca el SAT. 
  • Llevar los sistemas de control de inventarios en forma automatizada, que mantengan en todo momento el registro actualizado de los datos de control de las mercancías de comercio exterior, mismos que deberán estar a disposición de la autoridad aduanera. 
  • Obtener la información, documentación y otros medios de prueba necesarios para comprobar el país de origen de procedencia de las mercancías para efectos de preferencias arancelarias; marcado de país de origen, aplicación de cuotas compensatorias, cupos y otras medidas que al efecto se establezcan conforme a la Ley de Comercio Exterior y tratados internacionales de los que México sea parte. Toda esta información deberá ser proporcionada a las autoridades aduaneras.
  • Entregar al agente aduanal que promueva el despacho de las mercancías una manifestación por escrito, y bajo protesta de decir verdad, con los elementos que permitan determinar el valor en aduana de las mercancías.
  • El importador deberá conservar copia de dicha manifestación, obtener la información, documentación y otros medios de prueba necesarios para comprobar que el valor declarado ha sido determinado de conformidad con las disposiciones aplicables de la Ley Aduanera. De igual forma, la documentación deberá entregarse a las autoridades aduaneras.

Consecuencias de frenar la importación para el consumo

Demoras de licencias automáticas, pedidos que no llegan, retenciones o restricciones de mercancía, y precios fijos de referencia o los valores que la Aduana especifica sobre algunos productos de importación para que no compitan con los nacionales, son acciones que pueden frenar el ingreso de bienes e insumos del exterior.

Que se presenten fenómenos como éstos afecta directamente a la producción, ya que no se importan insumos y maquinarias necesarias para la industria, ni bienes terminados para consumo.

El impacto no es sólo interno, ya que se afecta la calidad de las exportaciones porque algunos productos que se compran en el exterior tienen una determinada calidad o particularidad que, muchas veces, no se puede reemplazar por los de la industria local.

Si necesitas ayuda en comercio exterior para minimizar los riesgos en procedimientos aduaneros, contacta a nuestros expertos de Grupo Ei, la agencia aduanal que te brindará asesoría personalizada. 

Conoce cómo evaluar a tu agente aduanal actual >

Artículos relacionados